miércoles, 1 de diciembre de 2010

Mari mari, peñi! Bienvenidos al "Despertar del guerrero"!

 Unir, por así decirlo, el heavy metal, los temas de actualidad y la cosmovisión mapuche es la esencia de este proyecto impulsado por varios jóvenes, en una pequeña radio, localizada en el tradicional Bº Norte allense. Se trata de “Xepen Kona” (El Despertar del guerrero, en lengua mapuche) que desde febrero de este año le pone el pecho, las neuronas y las voces a la búsqueda de una alternativa que conecte la música con la acción, con lo que pasa a su alrededor.

Julián Curinao (Diseñador gráfico), Romina Sotelo (Estudiante de Psicología Social), Emanuel Corihuala (Estudiante del Prof. De Historia) y Alex Chandia (Estudiante de Ing. Electrónica), todos de entre 21 y 24 años, son los hacedores de esta interesante y amplia propuesta. Amigos entre sí y vinculados varios de ellos por pertenecer a la cultura mapuche, apostaron a  este desafío de hacer radio gracias a la propuesta de Hugo Corihuala, director de la FM Eco 99.3, que los alberga cada miércoles por la noche, al momento de la salida al aire.


En un principio tomaron la posta del acostumbrado programa de reproducción de temas de heavy, que ya hacía 4 años se venía realizando, pero que ahora tomaría una vuelta más de tuerca. “El sistema sólo te propone consumir, y así no generás nada. Nosotros buscamos ser una alternativa a eso”, manifiesta Julián. Se propusieron, además, reivindicar la esencia de quien hace del heavy metal un estilo de vida, la rebeldía, la mirada crítica, pero aplicada a la acción, salir de la actitud pasiva. “No se trata sólo de criticar por criticar, sino agregarle acción al mensaje de la música, desde nuestro lugar de jóvenes, mapuches, estudiantes, trabajadores”. “Son muchas cosas que se mezclan, para nosotros no fue fácil empezar a construir este mensaje, pero es un aprendizaje”, reconocieron.

Así, a pesar de las dificultades financieras y de no contar con la tecnología más avanzada, cada miércoles, este guerrero colectivo sale al aire, con unos cuantos temas metaleros, pero también con debates, análisis, propuestas, invitaciones, producciones radiofónicas, que lleven a sus oyentes a juntarse una tarde de mates o en un recital, para organizarse y salir por fin del frasco.

“Lo importante es no esperar a que las cosas se solucionen solas, hay que aportar todo lo que se pueda”, recalca Julián. Y Romina añade: “El cambio empieza por uno mismo, por no quedarse solo, sino salir y crear proyectos colectivos”. Y “aprender con el otro”, agrega Emanuel. En sí, juntarse, poner en común los intereses de cada uno y no tener miedo,  darle para adelante, por que en el camino, sobre la marcha, seguro se encuentran soluciones.


No ha sido un proceso fácil en el barrio, los cambios en sí no son sencillos, pero los resultados poco a poco van siendo más visibles. Al fin  y al cabo, alguien tenía que dar el primer paso. Algo para imitar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario